Cómo Elegir los PISOS para la COCIINA


Aquí ofrecemos algunas ideas de pisos para cocinas con diferentes materiales más utilizados en los hogares.  Ya sean baldosas o planchas, hechas de cemento, cerámica, piedra y otros materiales que pueden traer a tu ambiente el acabado que más se adapte a tus necesidades y preferencias en la decoración integral y en su diseño. 

Pisos de Cerámica

Es el material  más utilizados para el suelo de su cocina, tal como lo requiere el tratamiento de protección y sus mantenimientos. Son durables, hay una gran personalización en términos de colores y modelos con distintos diseños. Hay que tener en cuenta que los pisos de cerámica  no ayudan con el control del sonido y suele ser frío bajo los pies. También suele agrietarse con la caída de un objeto pesado.


Pisos de piedra

Brinda a la cocina  un aspecto muy elegante. Hay varios tipos de piedra y sus colores se acomodan a cualquier estilo de decoración. Excelente opción para zonas de tráfico intenso y son muy duraderos.
Granito: Es duradero,  resistente a los derrames del café y la soda. Pequeños objetos puntiagudos  traídos en las suelas de zapatos, pueden arañar  y opacar la superficie de las baldosas de granito. Es por eso que este tipo de azulejo requiere muchos cuidados y un buen mantenimiento.   
Pizarra: Es una piedra natural y durable, soporta el ajetreo de la cocina y es resistente a las manchas. Hay una gran variedad de texturas, pero en colores es más limitado.
Travertino: Lo puedes utilizar para el baño y cocina. Un tipo de piedra caliza, sus colores se dividen desde el marfil cremoso al marrón. No es aconsejable el uso de azulejos de gran tamaño en áreas de alto tráfico como cocinas para evitar el agrietamiento. Suele ser resbaladizo cuando está mojado.


Laminados

Tiene un aspecto parecido al de la madera, mármol o piedra por un presupuesto menor imitando los patrones de diseño.  Es durable, fácil de instalar y su no es necesario darle mucho mantenimiento. Para piso laminado no se requiere invertir gran cantidad de dinero en comparación con los diferentes tipos de pisos existentes para la cocina.  La instalación es fácil, no se requiere gran cantidad de personal técnico especializado, puede hacerlo uno mismo. Es durable y puede permanecer en la cocina hasta 20 años.  No se requiere gran cantidad de mantenimiento. Es también muy resistente a la humedad. Si se raya o se astilla, existen productos que reparan estos problemas.  El laminado no se encera. Por otro lado, el piso laminado puede ensuciarse rápidamente  acumulándose la suciedad.




Si cae algún líquido al piso, es recomendable limpiarlo inmediatamente para que el líquido no se filtre bajo el laminado o en sus bordes.



Vinilo

Es uno de los materiales más comunes y populares en estos tiempos.  Es un material durable, resistente y barato.  Se pueden encontrar gran variedad de modelos y colores.  Genera un efecto de comodidad que o se encuentran en otras opciones de suelos duros.  Se puede conseguir en baldosas o láminas. 


Casi un tercio de los materiales de vinilo son efecto de madera y el resto de ellos logran efecto mosaico, son de larga duración. Los pisos de vinilo son fáciles de limpiar, resistentes al calor, las manchas y el agua.


Madera

La madera crea un ambiente cálido para la cocina. Son perfectos para crear un ambiente rústico, modero o minimalista.  Si buscas un acabado más modero, evitar colocar zócalos. Los pisos de madera son fáciles de limpiar pero puede llegar a ser muy ruidosos, puede doblarse o romperse y suelen aparecer huellas de suciedad.  Si se escoge la madera para los pisos de la cocina, es importante asegurarse antes de comprar, los niveles de humedad de la zona donde vives.


Concreto

Los pisos de concreto son de bajo mantenimiento y son perfectos para darle un look industrial a la cocina.  Son resistentes y económicos.  El piso no se queda en gris, se puede aplicar tonalidades de color  creando un concreto decorativo a la cocina con patrones,
Es más pesado que el azulejo o pisos de piedra,  la construcción del suelo debe ser lo suficientemente fuerte como para soportar el peso extra y por ultimo suele ser muy sensible a las manchas.



Pisos de corcho

El suelo de corcho es otra opción de material para la cocina que proporcionará versatilidad y una opción ecológica respetando el medio ambiente, están hechos de la corteza del alcornoque, no se tala árbol, el proceso de producción es totalmente sostenible. Las baldosas y planchas de corcho tienen varios colores y diseños muy atractivos para todo tipo de cocinas.


Este tipo de pisos para la cocina, son un estupendo amortiguador natural con superficies suaves y elásticas.  Es más cómodo que los pisos de madera, cerámica o piedra.  Tiene un efecto amortiguador o efecto almohada  que ayuda a que o se rompan o a reducir la rotura de algunos implementos de cocina como los platos o vasos.  Además estos pisos son estupendos aislantes de sonidos.  Además son antimicrobianos e hipo alergénicos, de bajo mantenimiento, biodegradable y reciclable.


Por otro lado, es un material caro, y debe sellarse para evitar que se infle en las costuras, es sensible a los arañazos, a la luz desvaneciéndose con el tiempo.  El agua, también es una debilidad para estos suelos, por ello se recomienda proteger el suelo e las regiones peligrosas de la cocina con tapetes.
Para su limpieza, es recomendable hacerlo tal cual como se hacen con los pisos de madera.

Linóleo 

Es un material resistente a las manchas, durable y anti microbios.  Este material es beneficioso para los pisos de la cocina porque es ecológico, no causa daños al medio ambiente, puede durar muchas décadas.   Es anti-microbios debido a que inhibe la proliferación de microorganismos dañinos, el polvo y la suciedad no se adhiere al piso, ideal para las personas que tienen problemas respiratorios. Este material fue reemplazado por el vinilo, un material menos costoso.  


El linóleo es muy utilizado para espacios comerciales con alto tráfico.  El problema principal de utilizar el linóleo es el agua.  La superficie del linóleo es porosa y se absorbe con mayor rapidez todo tipo de líquidos, en consecuencia, las baldosas de este material pueden sufrir de daños mayores.  Por ello, los expertos recomiendan recubrir el piso con un sellador acrílico para proteger el piso de manchas y posibles derrames.  Muchas veces no es suficiente el sellador,  si hay algún tipo de inundación en la cocina, se puede malograr.  Por ello, es recomendable, siempre utilizar el piso de baldosas de linóleo en piezas individuales, en caso ocurra un incidente que perjudique cierta área del piso, se pueda reemplazar con facilidad.  


Algunos Detalles:
Antes de tomar alguna decisión sobré qué tipo de pisos vas a elegir es recomendable informarse sobre el deslizamiento, rotura, facilidad de limpieza y clima.
Asegurarse del nivel de ruidos que están permitidos para quienes viven en departamentos.  Hay materiales que generan ruido y otros no como el corcho o el linóleo.


Fotos: http://www.houzz.com, http://www.decorpad.com

1 comentario :